Overblog
Edit post Seguir este blog Administration + Create my blog
16 abril 2022 6 16 /04 /abril /2022 12:17

LOGOI 247

DESIDERIO, EL PASTOR

Publicado en La Comarca 120422

Hace unos meses murió Desiderio, el último pastor de Torre del Compte, un pequeño pueblo situado en un altozano sobre el valle del Matarraña. El próximo sábado, los vecinos se reunirán a las afueras del pueblo, en una era que se abre al valle como un balcón inesperado, acariciado por todos los vientos. Allí se han plantado dos moreras, se han colocado unos bancos y una mesa de madera con asientos. Por iniciativa popular se ha dado el nombre del pastor al lugar.

Tuve el privilegio de contarme entre sus amigos. Era un hombre de sonrisa reconfortante y hablar despacioso. Solíamos compartir unos minutos de plácida charla, sentados en una roca frente al valle, con el río serpenteando allá abajo. Cada mañana, durante años, pasaba junto a mi casa, azuzando a sus ovejas, con el perro fiel a sus órdenes o silbidos. Ya era mayor y caminaba lentamente, asegurando cada paso, con sus zapatillas desgastadas, atento a sus animales.

Era un hombre de palabra sencilla, justa y exacta.  A veces su sonrisa de hombre bueno dejaba paso a una risa breve y algo pícara. Me lo encontraba en alguna de mis caminatas por los alrededores del pueblo y me regalaba sus sabrosas consejas sobre el campo, las plantas o el tiempo. Cuando hablábamos de la comarca, la mirada chispeante de sus claros ojillos dejaba traslucir una retranca divertida y nunca maliciosa. Yo le hablaba, a veces, de otro pastor de cabras y ovejas. Se trataba de un hombre de otros tiempos, de hatillo y cayado, de piel oscurecida por el sol y manos encallecidas y  surcadas por las grietas del trabajo y la intemperie, que igual empuñaban un bastón, como acariciaban una flor o fijaban con torpe caligrafía los versos de un poema. Fue un pastor de ideas, de libros y de poesía en el corazón y en la mirada: Miguel Hernández. Desiderio escuchaba muy serio cuando le recitaba versos de Miguel. Movía la cabeza con pesar cuando le hablaba de su triste fin, con 32 años, en la cárcel de Alicante,  por el delito de ser poeta y republicano. Desiderio dejaba vagar su mirada, triste y en silencio, ante la crueldad salvaje de una guerra que él también sufrió de niño. Desiderio, amigo, cada visita de los vecinos a tu mirador será como una oración por ti, que ahora pastoreas estrellas.

ALBERTO DÍAZ RUEDA

 

Compartir este post
Repost0

Comentarios

Présentation

  • : El blog de diariodemimochila.over-blog.es
  • : Ventana abierta al mundo de la cultura en general, de los libros en particular, mas un poco de filosofía, otra pizca de psicología y psicoanálisis, unas notas de cine o teatro y, para desengrasar, rutas senderistas y subidas montañeras.
  • Contacto

Recherche

Liens